martes, 9 de mayo de 2017

Clases de Natación para Embazadas

La piscina es un medio ideal para hacer ejercicio durante el embarazo. Te contamos algunas de las ventajas de la natación. 

Dentro del agua, la futura mamá se siente ligera y relajada a pesar de la tripa, y deja de notar durante un rato la tensión de la espalda. Como el cuerpo pesa menos, puede realizar, sin apenas esfuerzo, movimientos que fuera del agua le costarían mucho. Además, la presión que ejerce el agua le impide hacer movimientos bruscos y, por tanto, sufrir posibles traumatismos. Un rato de natación suave o de gimnasia acuática tiene muchas otras ventajas:

Mejora el tono muscular, ya que el agua ofrece una resistencia que obliga a trabajar piernas, glúteos y pelvis.

Estimula la circulación de la sangre, que se ve favorecida por la posición horizontal que se adopta al nadar. En consecuencia, previene las varices, la hinchazón y los calambres.

Aumenta la resistencia pulmonar al trabajar de forma aeróbica (es decir, sin fatiga)

Así que si estás interesada... Te esperamos!!!

Más Información: 
Centro Deportivo Municipal
Tlf: 957301707